Semana 12

miércoles, 22 de abril de 2015

Esta semana hay mucho que contar. Es la semana de la famosa eco del primer trimestre y la prueba de cribado del triple screening. ¿Qué es todo esto?

En la eco pretenden tomar una serie de medidas para determinar si el bebé está desarrollándose como debe, entre ellas, de las más importantes la traslucencia nucal, cuyos valores se consideran normales "creo" que inferiores a 3mm aprox. para estas fechas. Ese es uno de los parámetros. También tienes que realizarte una analítica de sangre inmediata a la eco o al día siguiente a más tardar (para que los valores sean acordes), que te miden el riesgo estadístico de que el bebé desarrolle síndrome de Down u otras "anomalías", aunque yo prefiero llamarlas mejor necesidades especiales. Todo esto me ponía un poco tensa... tanta prueba, es normal, pero luego sale casi siempre todo bien.

Mis resultados
Longitud cráneo-nalgas CRL: 68mm
Circunferencia cefálica: 92mm
Diámetro biparietal DBP: 23mm
Traslucencia nucal TN: 1.85mm

Riesgo para trisonomía 21 combinado (Síndrome de Down): 1/32217
Riesgo para trisonomía 18 (Sd de Edwards): 1/94575
Riesgo muy bajo. Se considera alto cuando >1/250

Luego todo normal.

La eco
Al principio, el bebé estaba completamente dormido/a pero tras varios golpecitos que la radióloga dio en mi barriga, se espabiló y empezó a mover sus bracitos y piernas como nunca antes había podido apreciar. La resolución de esta ecografía era muy alta y se podía ver un bebé perfectamente formado. Fue increíble. Como le molestamos bastante parece ser, se dio la vuelta y lo puso un poco difícil a la hora de tomar las medidas. Como siempre hasta ahora, la ecografía nos da una semana más de gestación, con lo que no salían 12 semanas, si no 13 y parece ser, que el nene/a viene grande.

Lo que yo sentí
Esta semana ha sido muy tranquilita. Ha sido llegar al esperado número 12 y disminuir mucho las naúseas y las aversiones a ciertos alimentos (aunque sigo sin perdonarme con el tomate frito estilo casero de Mercadona). El pecho ya casi ni lo siento, si acaso alguna noche tras mucho tiempo tumbada en la cama o el sofá pero se pasa en seguida al ponerme de pie. La barriga se siente pesada, aunque no es grande realmente, pero es una sensación extraña. No sé describirla. No sé si son gases, calambres pequeños o qué, pero es como si tuviera una pequeña presión según el rato. Se siente dura y tensa. Sigo necesitando ir al baño bastante a menudo, aunque por las noches parece que menos. Ya duermo algo más de un tirón. El cansancio ya no existe realmente. Estoy más activa y aunque yo sueño no he experimentado en todo el embarazo, por las noches, si hago cosas durante el día (aunque sean cosas relajadas), siento que no llego a las 22h porque es como si me hubieran drogado y practicamente caigo en coma. 




0 comentarios:

Publicar un comentario

 
template design by Studio Mommy (© copyright 2015)